lunes, 30 de noviembre de 2015

1 de diciembre: Tenemos la oportunidad de lograr una generación libre de Vih/Sida.

 

El 1º de diciembre, día escogido por Naciones Unidas para conmemorar mundialmente la lucha contra el sida, es una oportunidad anual única para visibilizar la problemática en torno al Vih/Sida. La meta para los proximos 15 años es reducir a cero las nuevas infecciones y dar la oportunidad de que una generación crezca por fin  libre de Vih.

Hoy, en 2015, más de 35 millones de personas en todo el mundo están infectados con el VIH, el virus que causa la enfermedad, una enfermedad que es prevenible y tratable.

La ciencia médica ha trabajado arduamente y mucho ha cambiado desde que ser diagnosticado con VIH era una sentencia de muerte hasta nuestros dias en que quienes tienen VIH  y toman medicinas antiretrovirales tiene tan poco virus en su sangre que les  es imposible infectar a otras personas.

Además, una nueva píldora puede prevenir que la gente que no tiene VIH lo contraiga.Cuando una profilaxis de pre-exposición o píldora Prep, es tomada consistentemente, reduce el riesgo de infección de VIH en gente que está en alto riesgo en hasta en 92%. Según muchos involucrados en la lucha contre el VIH piensan que la Prep tiene el potencial de alterar el curso del VIH.

El Dr. Anthony Fauci que ha pasado la mayor parte de su vida en los Institutos Nacionales de Salud de los EE.UU., donde ha trabajado en producir un tratamiento para el virus y una vacuna para prevenirlo, dice que las medicinas antiretrovirales que tratan el SIDA han cambiado el curso de la enfermedad, aun en la región sub-Sahariana en África, que representa el 70% de los casos de VIH.

“Si se mira la trayectoria de la epidemia, estamos en curso a ponerle fin en el sentido de como la conocíamos, porque siempre sabíamos que iba a en aumento, ahora está decreciendo, y ahora va a comenzar a disminuir. Y estamos viendo esa disminución” dijo Fauci a la Voz de América.

Fauci indicó que tenemos que ser cuidadosos de ese éxito porque la epidemia está lejos del fin. Hay aun 37 millones de personas viviendo con VIH, 2 millones de nuevas infecciones por año y más de un millón de muertes cada año.