miércoles, 12 de enero de 2011

Joven becario que salvó la vida a congresista tiroteada en Arizona es gay.

AmbienteG- DiariodeLImaGay-Publico.es
13 de enero de 2011

Desde el pasado fin de semana, el intento de asesinato de la congresista Gabrielle Giffords en Tucson, Arizona se ha convertido en noticia destacada en todo el mundo, a partir de la cual se han extraido muchas historias.

Y una de las historias más destacadas por la prensa ha sido el becario Daniel Hernández, quien le practicó los primeros auxilios a Giffords y contribuyó de forma decisiva a salvar la vida de la congresista.

Muchos medios estadounidenses han resaltado de Hernández su condición de latino, pero casi ninguno se ha referido a que el joven becario es gay.

Una reflexión hecha por Roberto Enriquez en el diuario español Publico, señala que probablemente, y en otras circunstancias, el hecho de que fuera gay o hetero, no tendría nada que ver. Simplemente, Daniel Hernández actuó con valentía. Pero en estos tiempos , en los que los prejuicios todavían hacen que tras el fin de la ley que discriminaba a los homosexuales en el ejército estadounidense, todavía mucha gente se pregunte si los soldados gays serán capaces de dar la talla...no podemos dejar de mencionar la valentía con la que actuó este jóven gay.

¿Por qué resaltan los medios su condición de latino, y por qué se callan que es gay? ¿Qué hubiera pasado si el tipo que intentó asesinar a Gabrielle Giffords hubiera sido gay? ¿También se lo hubieran callado, o habrían destacado la homosexualidad del asesino, como si eso aportara algo a la información?.

Daniel Hernández, ha rechazado ser un héroe en una entrevista a un periódico mexicano: “Ellos (el juez federal John M. Roll y Giffords) son héroes que han dedicado su vida al público y viéndolos a ellos me he inspirado”.

Hernández nació en Arizona, hijo de padre estadounidense y madre de Sonora, Hernández es un estudiante de ciencias políticas que quiere seguir contribuyendo con la legisladora demócrata, para quien colabora como becario, pues es su amiga y la admira, según declaró.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, elogió a las personas que socorrieron a los caídos en el tiroteo del sábado en Tucson: ‘Es importante enfocarse en la valentía extraordinaria mostrada en el transcurso de los eventos’ y serefirió a Hernández, de 20 años, ‘que corrió a la línea del fuego a rescatar a su jefa (Giffords) ‘,así como a ‘la mujer herida que ayudó a asegurar la munición que podría haber causado más daño, y a los ciudadanos que sometieron al pistolero’.