martes, 2 de junio de 2009

Nueva York conmemora los 40 años de Stonewall

EFE - 02 de junio de 2009

La Biblioteca Pública de Nueva York conmemora desde el 1 de junio con una exposición el 40 aniversario del"motín de Stonewall", que marcó el nacimiento del movimiento internacional por la defensa de los derechos de los homosexuales.

Con "1969: The Year of Gay Liberation" ("1969: El año de la liberación gay"), la biblioteca pública de la Gran Manzana quiere mostrar cómo surgió el llamado "orgullo gay", un movimiento que, cuatro décadas después, espera a saber si el estado de Nueva York legaliza este año el matrimonio homosexual.

"Esta muestra ofrece una extensa visión de cómo era ser un activista por los derechos de los homosexuales durante los años 60, de cómo se llegó a los disturbios de Stonewall y, un año después, a la primera marcha por el orgullo gay en EEUU", dijo hoy a Efe el comisario de la muestra, Jason Baumann.

Fotografías, publicaciones, carteles, panfletos, manifiestos e, incluso, informes policiales de los años 60 e inicios de los 70 conforman una exposición que, hasta el próximo 30 de junio, se centra en el significado de los disturbios que se vivieron en 1969 en el Bar Stonewall del neoyorquino barrio de Greenwich Village.

El 28 de junio de 1969, la clientela de ese bar, donde se reunía con discreción buena parte de la comunidad homosexual de la ciudad, se enfrentó violentamente con la Policía de Nueva York cuando ésta se dispuso a realizar una redada en el local que llevaría a muchos de ellos a la cárcel.

Aquel día se organizó espontáneamente una protesta contra la acción de las autoridades, algo que se repetiría durante varios días y que daría lugar, un año después, a la primera marcha por el orgullo gay, que reunió entre 2.000 y 3.000 personas.

"Los lugares de ambiente, como se conocen hoy, estaban prohibidos y el Stonewall no era muy legal. Sus dueños tenían acuerdos con la Policía para que las redadas se produjeran con regularidad pero sin llegar a más, algo que cambió aquel día", explicó Baumann, quien también coordina los archivos sobre el movimiento homosexual en la biblioteca neoyorquina.

Para el comisario de la muestra, "aquella redada transformó la conciencia de los activistas por los derechos de los homosexuales, porque fue el primer momento en que éstos se unieron, se hicieron visibles y quisieron luchar para ser incluidos en la sociedad".

"1969: The Year of Gay Liberation" muestra fotografías de esos acontecimientos y también ahonda en el surgimiento de organizaciones sociales abiertamente homosexuales que, en los años siguientes, encarnaron una lucha más visible en favor de sus derechos.

La Biblioteca Pública de Nueva York cuelga así en sus paredes numerosos manifiestos, panfletos e imágenes que muestran la diversidad de unas formaciones que protagonizaron las noticias con actos como protestas ante la sede del Partido Republicano del entonces gobernador Nelson Rockefeller o en contra de la que consideraban homofóbica revista "Time".

"Existieron algunas organizaciones más radicales, como el 'Gay Liberation Front', cuyo manifiesto se oponía a la existencia de la familia y abogaba por una convivencia colectiva", recordó Baumann, quien también destacó asociaciones de lesbianas, como "Radicalesbians", u otras "más políticas", como la "Gay Activists Alliance".

La exposición cobra relevancia estos días en EEUU, donde la comunidad homosexual celebra que el matrimonio gay sea ya una realidad en cinco Estados, aunque también haya dejado de serlo en California, después de que su Tribunal Supremo prohibiera la semana pasada las bodas entre personas del mismo sexo.

"La muestra llega en muy buen momento. Todo lo que ocurre ahora mismo en Nueva York y en el resto de Estados Unidos es consecuencia del trabajo que han realizado los activistas por los derechos homosexuales a lo largo de los años", explicó Baumann.

El Senado de Nueva York debe votar próximamente el proyecto de ley para autorizar los matrimonios entre homosexuales, que ya fue aprobado por la Asamblea el pasado 12 de mayo.

La aprobación de ese proyecto volverá a ser una de las reivindicaciones que con seguridad se oirán en la calle el próximo 28 de junio, cuando Manhattan acoja una nueva edición de la marcha del orgullo gay.